DoctorEdwinLemuel

Pregúntele al Ps. Edwin Lemuel

Enter the code here:
Can't read the image? Click here to refresh



conferencista Cristiano

Conferencista en vida Cristiana

LIBERATE DE LA MENTE ADICTA

¿Qué es una adicción? Los expertos en la conducta humana dicen que “una adiccion” es algo que no podemos dejar o parar de hacer. Sabias que hay gente que han creado en ellos mismos una mente adicta a ciertas emociones..?

Hoy en PQEB, nuestro entrenador en Vida Cristiana, nos dice “Liberate de esas emociones “adictivas” que te drenan.


Cuántas veces en nuestras vidas decimos:

“No vuelvo a gritarle ni pegarle a mi hijo, no vuelvo a comer desordenadamente, no vuelvo a beber alcohol, no vuelvo a sufrir por un amor, no vuelvo a fumar, no vuelvo, no vuelvo a acostarme con nadie hasta que me case…”’. Algunos de ustedes, se le vantaron hoy, repitiendose algo asi, arrpentido de lo que hicieron anoche. Solo para encontrar que seguira repitiendo esa misma conducta incorrecta una y otra vez.

¿Qué nos hace estar atados a este ciclo de conductas adictivas que luego nos producen, remordimiento, dolor y sufrimiento? La mente adicta.

Además de volvernos adictos a una sustancia química, también nos volvemos adictos a los químicos que segrega nuestro cuerpo cuando siente una emoción.

Voy a sonar un poco tecnico… Pero tendre que hacerlo primero, para luego probar que la Biblia, como simpre, se le adelanto a la ciencia en esto de “que siempre hago lo que no quiero y lo que quiero no lo hago”. Romanos 7:15-25.

El cerebro está hecho de pequeñas células nerviosas llamadas neuronas. Las neuronas tienen pequeñas ramas que se extienden y conectan con otras para formar una red neuronal.

En cada lugar donde se conectan se incuba un pensamiento o un recuerdo.

Fisiológicamente, las células nerviosas se extienden y conectan entre sí, y si algo se practica a diario y por tiempo prolongado, las células nerviosas establecen una relación a largo plazo.

Si te enojas, si pones bravo a diario, si te frustras, si sufres a diario, vas creando esa relación con otras células nerviosas que forman una identidad y se va formando el hábito o la adicción.

El cerebro, es como una minifábrica donde se producen ciertas sustancias químicas que corresponden a ciertas emociones. Cuando repetimos cieretas conductas, creamos estados emocionales adictivos.

El cerebro (el hipotálamo) fabrica químicos para la ira, para la tristeza y hay una sustancia química para cada estado emocional que experimentamos. Cuando este químico llega a los diferentes centros o partes del cuerpo, cada célula en nuestro cuerpo acoge este químico.

Son como moleculas de emociones… Al repetir una acción constantemente, las células van creando una memoria y es por eso que atraemos situaciones -deseadas o no- a nuestras vidas para saciar el apetito bioquímico de las células y cubrir esa necesidad química. La Biblia a esto le llama, los deseos carnales.

El adicto siempre necesita un poco más de esta sensación o emoción para alcanzar el estado de euforia o la reacción química que busca.

La definición de adicción es muy simple y lo que significa es que si no puedes controlar tu estado emocional, eres adicto al mismo.

Cuando comenzamos a interrumpir el patrón adicto, nuestras células van creando nuevas alianzas que permiten la modificación de la adicción a alguna emoción. Si reconocemos que estamos adictos a la ira, al llanto, a la autocompasion, al miedo o la pena desmedida, o a alguna emoción…

Como unico podemos sanarla es con la Palabra de Dios.

-Poniendo toda nuestra ansiedad sobre El porque el cuida de nosotros.

-Meditando en la Palabra de Dia y de Noche y todo nos saldra bien.

-En la ley del Senor medita, de dia y de noche. Cuando hace eso. Sera como arbol plantado juantoa Corrientes de agua, que das u fruto en su tiempo y su hoja no cae. Y todo lo que haga prosperara.

Señores, la práctica constante y disciplinada de la meditación en la Palabra de DIOS, nos ayuda a observar, sanar y limpiar nuestros pensamientos.

Al meditar, como dice Josue 1 y el Salmo 1, somos como tecnicos de mantenimiento, desinfectando y purificando, nuestros pensamientos y nuestra mente.

ADEMAS, estamos ayudando a nuestro cerebro biologico a crear nuevas alianzas entre sus células y así poder liberarnos de las emociones adictivas.

DoctorEdwinLemuel